Cuando hablamos de nutrición enseguida se nos viene a la cabeza comida, calorías y un montón de cosas que muchas veces no son agradables. Pero la nutrición es mucho más que eso, nos alimentamos y nutrimos de muchas cosas no solo de comida. Para sentirnos bien alimentados necesitamos de emociones positivas, de sueños, de amor, de autoestima, pensamientos positivos, en definitiva de cosas que nos hagan sentir bien con nosotros mismos y con nuestra vida. Estas cosas no contienen calorías pero llenan vacíos, miedos, insatisfacciones personales, ansiedad, estrés que nos llevan a escondernos detrás del sobrepeso. Estos asuntos que estudia la medicina complementaria y específicamente las terapias energéticas tienen años de experiencia y estudio, desarrollando y perfeccionando técnicas terapéuticas.

Con mucho esfuerzo nos ponemos a dieta, hacemos ejercicio y con suerte y varias recaídas perdemos peso. Pero, ¿por qué no es fácil mantenerse en ese peso ideal para nosotros? En verdad, comer en exceso muchas veces tiene poco que ver con disciplina y voluntad y más con conciencia y autoestima.

Guardamos todo tipo de memorias a lo largo de la vida. Sabemos gracias a la neurociencia, que las memorias de infancia se graban profundamente y muchos de los recuerdos asociados a la comida provienen de momentos gratos de la infancia. Así, en la edad adulta inconscientemente es posible que nos metamos en la boca alimentos que asociamos como placenteros para rellenar ese vacío que provoca una frustración, un malestar emocional, estrés, soledad…La medicina complementaria y las terapias energéticas ofrecen soluciones para limpiar y desprogramar estas emociones y pensamientos que habitan en tu inconsciente.

Esos recuerdos para grabarse están asociados a emociones, sentimientos y pensamientos que en su momento fueron importantes y poderosos de alguna manera para nosotros. Esas emociones son infantiles, sentidas y vividas en esa comprensión y guardadas de esa manera. Como ves nos llevamos a la boca mucho más que calorías, la comida es una válvula de escape. Cuando comemos y nos nutrimos  sin ser conscientes, nos sentimos bien momentáneamente, es como una recompensa, nos olvidamos un poco del malestar provocado por los sentimientos y pensamientos negativos.

En general cuando hablamos de sobrepeso pensamos en dietas, restricciones, que en cada fracaso lleva más peso a tu cuerpo físico, emocional y mental. La medicina complementaria y la reprogramación energética te ayudan a encontrar las soluciones a estas cuestiones de manera duradera.

Puedes pensar y actuar de manera diferente buscando las causas, entenderlas, desbloquearlas, limpiarlas, reprogramarlas y transformarlas para que superes cada etapa de tu camino hacia la salud y el bienestar que buscas sin ansiedad, llevando los antojos de una manera suave, para que sea un camino de  transformación para ti que puedas descubrir tu capacidad de lograr tu objetivo que es perder peso y mantenerlo sin sufrimientos. La armonía se manifiesta desde tu interior, ya existe dentro de ti solo falta que tu lo descubras.

Podemos acompañarte en este proceso través de nuestro programa peso ideal  Por supuesto estamos a tu disposición para cualquier duda que tengas   a través del formulario de contacto de nuestra web

 Adicionalmente, te proporcionamos  este video del programa Tres 14 de La 2, en el que nos hablan de cómo influye la genética en la absorción de nutrientes, en lo que se viene a llamar nutrigenómica, No os lo perdáis porque son descubrimientos que se están investigando. Nuestro estilo de vida ha cambiado radicalmente, pero nuestro genoma está programado desde la noche de los siglos para almacenar comida en tiempos de escasez.

Si te ha gustado este artículo te agradecemos si lo compartes en tus redes sociales o nos dejas tus comentarios a pie de blog. Nada más positivo para nosotras saber cuáles son tus inquietudes, que te interesa saber o como podemos ayudarte y así mejorar nuestros contenidos y el servicio que prestamos.

¡Muchas gracias ya de antemano por tu ayuda!

Artículo de Bettina Ruiz y Paola Ostrowicz Fischman